Perú Libre se mantiene firme con expulsar a la DEA y legalizar la coca

Una peligrosa propuesta de Perú Libre fue expuesta en un foro virtual el 9 de febrero de este año. Guido Bellido junto a otros tres congresistas Guillermo Bermejo (Lima), Alex Flores (Ayacucho), Silvana Flores (Junín), prometieron legalizar la hoja de coca, expulsar a la DEA y seguir el modelo de Evo Morales.

Antilavado de dinero / Perú21.

“Narcotráfico y hoja de coca milenaria”, así se tituló el encuentro de los candidatos de Perú Libre. En el foro virtual el actual jefe del gabinete, Guido Bellido, expuso como promesa de campaña que una vez asumido el gobierno Perú Libre terminaría la relación con Estados Unidos en cuanto a las acciones de lucha contra el narcotráfico.

“Se Instalan con el cuento del narcotráfico (EE.UU) quiere que nuestros campesinos dejen de cultivar la hoja de coca. Un gobierno de Perú Libre lo primero que debe hacer es retirar la embajada norteamericana del Perú, terminar todo tipo de relación con EE.UU. porque su papel en el Perú más que beneficioso es nocivo, necesitamos retirar a la DEA de nuestro país”, manifestó Bellido en su exposición ante los simpatizantes del lápiz.

El premier explicó, además, el planteamiento de Perú Libre en lo que hoy se proyecta como la “Ley de la coca”. Según dirigentes cocaleros del Valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro (Vraem), la “Ley de la Coca” -gestionada por el congresista Guillermo Bermejo- ya se avanza en “borrador” y es revisado por cada cuenca cocalera interesada.

En la reunión de febrero 2021 Bellido también planteó el retiro de las bases militares norteamericanas del Vraem: “EE.UU en complicidad con el estado peruano ha maltrato y hostigado a nuestros campesinos. Vamos a demostrar que no son necesarias las bases militares norteamericanas en el país”.

Pero, los fuertes calificativos de Bellido no quedaron allí. “Estados Unidos no tiene porque meterse en la lucha contra el narcotráfico porque sus métodos han demostrado incompetencia”, dijo el aliado político del presidente Pedro Castillo.

HABLAN LOS NÚMEROS

En el Perú se producen anualmente 126 mil toneladas de hoja de coca y, de esa cantidad, solo 12 mil toneladas se utilizan para el consumo tradicional y legal. Lo que implica que el 90% se usa para fabricar cocaína, según cálculos de DEVIDA.

El Vraem, considerado el principal valle cocalero, cultiva 63,200 toneladas anuales de hoja de coca. Allí se fabrica cerca del 70% de la cocaína que se exporta ilegalmente desde el Perú. Carlos Morán señala que, en esta zona de la selva central peruana, solo 11 mil toneladas de hoja de coca son utilizadas legalmente.

“Ese plan de legalizar la producción para contener su uso ilegal es una falacia, más del 90% de la producción de los cocales se desvía para el tráfico de drogas”, aseveró Rubén Vargas, exjefe de DEVIDA.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Actualidad

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com

Inscribete en nuestros cursos Online