Descubren banda criminal dedicada al tráfico ilegal de migrantes a EE. UU.

La Policía de Migración de Costa Rica ha desarticulado una organización criminal que se dedicaba al tráfico ilegal de migrantes provenientes de Cuba, Haití, Yemen, Pakistán y Egipto en su tránsito por Centroamérica hacia Estados Unidos, según informaron varios medios de comunicación, entre ellos el Diario Libre.

Antilavado de dinero / El Nuevo Herald.

La banda criminal cobraba a los migrantes entre $14,000 y $22,000 por persona y la investigación concluyó que los migrantes tenían como objetivo final llegar a los Estados Unidos.

Según este, las autoridades costarricenses llevaron a cabo 15 allanamientos en sitios cercanos con la frontera sur de Panamá y la frontera Norte de Nicaragua. Allí detuvieron a 21 personas, como parte de una acción conjunta con la Policía Nacional de Panamá y la Fiscalía de Crimen Organizado de ese país.

La nota expuso que según el informe policial la organización operaba en la zona de Corredores en la provincia de Puntarena (frontera con Panamá) y en La Cruz de Guanacaste (frontera de Nicaragua) desarrollando una red de tráfico que se trasladaba de frontera a frontera.

“Cada miembro del grupo criminal se distribuía funciones de manera conjunta para lograr recibir a las personas desde territorio panameño y posteriormente ingresarlos, trasladarlos de forma clandestina a través de sitios en los que alojaban y ocultaban a las personas migrantes, quienes luego eran movilizadas por el territorio costarricense; hasta llegar a la zona norte para luego trasladarlas hacia territorio nicaragüense”, citó el reporte de Migración.

También entre las víctimas de la banda estaban personas provenientes de Uzbekistán, Burkina Faso, Bangladesh, India, Angola, Mauritania y Senegal, así como también Chile y Venezuela.

De acuerdo con el medio citado, entre los detenidos en la zona fronteriza con Panamá se encuentra el líder de la organización identificado como Arias Molina, así como Blanco Mora, Pérez Jiménez, Cajina Agüero, Agüero Mesen, Rodríguez Orozco, Gutiérrez Cortés, Jiménez Madrigal, Montiel Montiel, Miranda Ortiz, Lobo Muñoz, Torres Marchena, Vásquez Artavia.

Además, fueron arrestadas dos mujeres de apellidos Bejarano Morales y Leal Molina, esta última encargada del alojamiento y de ocultar a los migrantes.

Por su parte, en la zona fronteriza con Nicaragua fue detenido el otro líder de la organización identificado como Salgado Murillo, así como López Carmona, Hernández Rodríguez, Zelaya García, García Chávez y Hernández Martínez, estos dos últimos encargados de alojar y ocultar a los migrantes.

La nota concluyó diciendo que los detenidos serán remitidos al Ministerio Público para que sean indagados, y que las acciones realizadas en el país costarricense fueron lideradas “por la Policía de Migración con la colaboración del Servicio de Vigilancia Aérea, Fuerza Pública, la Policía de Control de Drogas y el Organismo de Investigación Judicial”.

A principios de este mes, las autoridades uruguayas con ayuda de la INTERPOL y el Departamento de Investigación de Delitos Especiales de la Dirección General de Lucha Contra el Crimen Organizado (DGLCCO) detectaron el modus operandi de otra organización criminal que se dedicaba al tráfico de migrantes cubanos.

Esta investigación finalizó con 34 personas de nacionalidad cubana y solicitantes de refugio, de los cuales 21 eran hombres y 13 mujeres con edades comprendidas entre 35 y 45 años, y 12 de ellos fueron condenados a seis meses de prisión a cumplirse bajo el régimen de libertad a prueba por delito de uso de documento falso.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Actualidad

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com

Inscribete en nuestros cursos Online