Departamento de Estado de EE.UU. analiza resultados de la Cumbre por la Democracia

Con la presencia de más de 110 países, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, encabezó la Cumbre por la Democracia, que se desarrolló de manera virtual. Este martes, dos funcionarios del Departamento de Estado analizarán los resultados que dejó el foro internacional.

Antilavadodedinero / Infobae

La conferencia de prensa telefónica, de la que participará Infobae, se llevará a cabo a las 16:15 hora local (21:15 GMT), y estará a cargo de Todd D. Robinson, subsecretario de la Oficina de Asuntos Internacionales de Narcóticos y Aplicación de la Ley, y Brian A. Nichols, subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental.

Además de abordar los logros de la Cumbre por la Democracia, los funcionarios norteamericanos también hablarán sobre los esfuerzos del Gobierno para combatir la corrupción en la región.

La Cumbre por la Democracia, organizada por Estados Unidos y en la que han estado presentes de forma virtual un centenar de países con ausencias notables como China y Rusia, culminó el viernes pasado sin acuerdos concretos y con la promesa del presidente Biden de convocar una nueva cita en 2022.Todd D. Robinson, subsecretario de la Oficina de Asuntos Internacionales de Narcóticos y Aplicación de la Ley (Foto: AFP)Todd D. Robinson, subsecretario de la Oficina de Asuntos Internacionales de Narcóticos y Aplicación de la Ley (Foto: AFP)

Este foro multilateral concluyó como empezó, con un discurso del anfitrión en el que Biden insistió en la necesidad de seguir colaborando para fortalecer las democracias de amenazas como la desinformación, la corrupción o los autoritarismos.

Consideró que los líderes de los gobiernos tienen la responsabilidad de fortalecer las democracias impulsando reformas dirigidas a la transparencia y la rendición de cuentas y a la resiliencia frente a quienes apuestan por el autoritarismo.

También dijo que es necesario trabajar con el sector privado para combatir la corrupción y construir economías más igualitarias.

A la hora de hablar de los compromisos estadounidenses, Biden habló no sólo de colaborar en el fortalecimiento de las democracias en el mundo, también citó retos nacionales, y en especial el de defender el “sagrado derecho a votar libremente”, en un momento en varios estados republicanos han aprobado normas que según denuncian los demócratas restringen dicho derecho.

Al margen del contenido de la Cumbre, a nivel internacional generó tensiones la ausencia de varios países de peso como Rusia y China.Brian A. Nichols, subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental (Foto: EFE/Ernesto Arias)Brian A. Nichols, subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental (Foto: EFE/Ernesto Arias)

China no fue invitada, a diferencia de Taiwán, a riesgo de provocar la ira de Beijing. Turquía, aliada de Washington en la OTAN, tampoco estuvo entre los países participantes.

De Medio Oriente, solamente Israel e Irak fueron convocados a esta reunión en línea organizada por Biden el 9 y 10 de diciembre. Los aliados árabes tradicionales de Estados Unidos como Egipto, Arabia Saudita, Jordania, Qatar o Emiratos Árabes Unidos tampoco estuvieron invitados.

Con respecto a América Latina, el mandatario estadounidense invitó a Brasil, Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, México, Paraguay, Perú y Uruguay. En tanto, fueron excluidos Venezuela, Cuba y Nicaragua, tres países gobernados por dictaduras, además de Bolivia y El Salvador.

Desde su llegada a la Casa Blanca en enero, la política exterior de Biden se ha centrado en el combate entre las democracias y las “autocracias”, desde su perspectiva encarnadas por China y Rusia.

En esa línea, la “Cumbre por la Democracia” es una de sus prioridades, además de una de sus promesas de campaña.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Actualidad

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com

Inscribete en nuestros cursos Online