Condenan a 17 años a banda que se dedicaba al lavado de dinero y al narcotráfico

El Tribunal Oral Federal N°1 de Mendoza condenó a penas de hasta 17 años de prisión y multas de más de 40 millones de pesos a seis personas acusadas de narcotráfico y lavado de activos. La organización, encabezada por Luis Nievas Quezada, vendía cocaína en los departamentos de Las Heras, Godoy Cruz, San Martín y Junín, en el área conocida como Gran Mendoza Este -que experimentó, durante el auge de esta banda, entre 2015 y 2018, una escalada de violencia derivada de las disputas de territorio propias del narcomenudeo-, y blanqueaba el producto de su actividad ilegal con inversiones inmobiliarias y la compra de autos de alta gama.

Antilavadodedinero / lanacion

La lectura de la sentencia se realizó de manera semipresencial: mientras que los jueces Alejandro Piña, Alberto Carelli y María Paula Marisi; la fiscal general Gloria André, y los abogados defensores estuvieron en la sala de audiencias, los seis procesados escucharon el veredicto desde la cárcel, a través de una videoconferencia.

El presunto jefe de la banda, Luis Nievas Quezada, recibió la pena más alta, como “organizador de comercio y almacenamiento de estupefacientes, agravada por la intervención de tres o más personas, en concurso real con lavado de activos agravado como miembro de una asociación ilícita y tenencia de arma de fuego sin autorización legal”. Acusada por los mismos delitos, su esposa, Luciana Farías, recibió una pena de 15 años de cárcel, según informó el Ministerio Público Fiscal (MPF) en su portal de informaciones www.fiscales.gob.ar.

Mirta Nélida Toledo Fuertes -madre de Farías, en prisión domiciliaria desde 2017 por ser insulinodependiente- fue condenada a seis años y medio por comercio de estupefacientes; por el mismo cargo, Michael Alejandro Araya Escudero recibió una pena de cuatro años. Laura Nievas Quezada -hermana mayor de Luis- fue condenada a seis años y tres meses de prisión por comercio de estupefacientes y lavado de activos. Y Diego Senatore -esposo de Laura y testaferro del clan- recibió una pena de tres años de prisión en suspenso por lavado de dinero. Otra imputada por este mismo delito, Ana Trini Tapia, fue apartada del proceso por problemas de salud.

Al matrimonio Nievas Quezada-Farías le impusieron multas por casi 45 millones de pesos: $43.597.110 para él y $1.289.322 para ella. Para Toledo Fuentes y Laura Nievas Quezada el monto de la multa fue de $204.000 y para Araya Escudero, de 135.000 pesos, informó el MPF.

Les fueron decomisados cuatro vehículos -una Ford Ranger, una Chevrolet Tracker, un Chevrolet Cruze y una Renault Duster- de siete inmuebles en Guaymallén y Las Heras y de dos locales de la ciudad de Mendoza cuyos fondos de comercio, según la Justicia, fueron adquiridos con el producto de la venta de estupefacientes. En tanto, tres armas de fuego secuestradas durante los operativos en los que fue desbaratada la banda fueron puestos a disposición de la Agencia Nacional de Materiales Controlados (ANMaC) para su posterior destrucción en el marco de la ley 25.938.

La investigación comenzó en 2017, bajo la sospecha de que Luciana Farías había tomado la posta de la venta de cocaína en el Gran Mendoza Este, junto con varios familiares, después de que su esposo fue detenido por comercializar drogas.

El 1° de junio de 2018 se realizaron diez allanamientos contra la banda. Se incautaron 11 kilos de cocaína en una propiedad del matrimonio Nievas Quezada-Farías, en Guaymallén.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Actualidad

Inscribete en nuestros cursos Online