Juan Rojas* sería otro médico más de Bucaramanga que estaría angustiado con las deudas acumuladas debido al pago atrasado de salarios que acosa al sector de la salud en todo el territorio nacional. Como anestesiólogo y gracias a la trayectoria que tiene, puede decir que el trabajo no le está faltando, pero es común encontrar en su especialidad varios doctores que les deben un par, tres o más meses de sueldo en distintas entidades prestadoras de servicios de salud.

El asunto es que ante la demora, se siguen acumulando las deudas, el pago de colegios, los servicios y todas las necesidades de cualquier ciudadano colombiano perteneciente a la clase media. Pero Rojas no se quedó sentado esperando. Más bien, buscó dónde tenía una oportunidad y aprovechó los ahorros suyos y los de su esposa para invertir en la criptomoneda que está dando de qué hablar todos los días: el bitcoin.

Solo hay que retroceder tres meses para saber qué ha pasado con esta alternativa que tiene cada vez más defensores y detractores en todo el mundo. Los que están a favor se sienten ‘blindados’ debido a que su precio constantemente ha estado al alza y consideran que seguirá aumentando. Además, no están preocupados porque un banco central, como el de cualquier país, vaya decretar una devaluación para obtener dinero con el cual pueda pagar sus deudas y ocasionar un efecto inflacionario.

Quienes están en contra, lo dicen seguros que en cualquier momento llegará el efecto de una burbuja económica o una prohibición que ponga fin al entusiasmo que genera la divisa virtual. Pero todo esto tiene sin cuidado a Rojas, quien a finales de mayo de este año decidió juntar unos $46 millones para comprar sus primeros 10 bitcoin

“Cuando estaba en $1.600 dólares decidimos comprar y empecé a hacer ‘trade’ (comprar y vender) con este producto. Ahora ya tengo 14 bitcoin, simplemente comprando cuando se corrige el precio y vendiendo cuando llega a un punto donde veo que puedo tomar ganancias”, señala este profesional.

En otras palabras, la inversión por $46 millones (cuando estaba en unos $1.600 dólares cada bitcoin) hoy está costando unos $186.905.600, gracias a sus 14 bitcoins y a que hoy la ‘ciber-divisa’ están rondando nuevos máximos históricos del orden de $4.400 dólares. 

Es decir, la valorización de su inversión en dólares ha sido de 292% en el último trimestre y si se mira el incremento de su portafolio en pesos, este llega a un récord de 304,3%, pese que el dólar en el mercado colombiano ha estado prácticamente entre los $2.900 y $3.000 en su tasa de cambio en el mismo lapso.

Está más que satisfecho por la decisión que tomó, incluso solo con operar su billetera virtual, desde su casa o su dispositivo móvil, no tiene que hacer mucho para ganar unos $480 dólares por una noche que se ponga a hacer operaciones en esta alternativa.

Fuente:www.coingecko.com-valor en dólares.
 
Está tranquilo
Rojas dice que no le preocupan las advertencias de las autoridades nacionales sobre la especulación en torno al bitcoin y otras criptomonedas. Tras documentarse sobre el tema, entiende que el bitcoin se creó como un algoritmo por parte de Satoshi Nakamoto (quien no se sabe quién es o quiénes son) y cree que por ser un programa que permitió la creación de un número determinado de bitcoin (aseguran que son 21 millones de monedas) no hay lugar para que su precio caiga estrepitosamente.
 
“Si se sabe que el número es finito, no hay lugar a que haya un riesgo deflacionario. Más bien seguirá subiendo porque será cada vez más difícil de conseguir”, agrega Rojas. Incluso, ha tenido pacientes que le ofrecen bitcoin a cambio de sus servicios profesionales y él los ha aceptado. “Llegan personas del extranjero que están acostumbrados a estas transacciones, así que es bienvenido el pago en dinero virtual”, añade.
 
Hasta para las comidas
Pero el caso de Rojas no es el único que se puede encontrar en la capital santandereana. Negocios de comidas rápidas como Hamburguesas La Res y Hamburguesas Bam Bam están aceptando los pagos en bitcoin para satisfacer una demanda por este tipo de operaciones.
Foto: Captura de pantalla/Facebook
Foto: Suministrada/Archivo particular
Jeferson García, propietario de Hamburguesas Bam Bam, un comercio de comidas rápidas en el barrio Zapamanga (estrato 3), dice que hace como un mes le empezaron a preguntar si recibía pedidos en bitcoin. Como es una persona curiosa por la tecnología no lo dudó y abrió su billetera virtual, con la cual tiene una tarjeta de bitcoin en Xapo, plataforma para guardar los bitcoin.
 
“Es muy fácil hacer por este medio un pedido y en cuestión de minutos, cuando se recibe la confirmación es que se empieza a tramitar la orden. Me gusta porque así se evitan riesgos como que haya un pago con dinero falso y además se mantiene la venta del negocio en una plataforma segura”, afirma. Al menos un 5% de los pedidos que recibe en el mes se pagan por este medio.
 
Las advertencias
En una presentación de Gerardo Hernández, ex superintendente financiero y actual codirector del Banco de la República, se explica que el bitcoin y las criptomonedas tienen más de 100.000 comerciantes en más de 92 países que la aceptan, de los cuales 6.000 tienen presencia física y hay más de 13 millones de billeteras virtuales creadas.
 
Además, el número de transacciones con bitcoin viene creciendo a tasas anuales del 54,9% en los últimos dos años y actualmente está en 261.621 transacciones diarias, está lejos de los volúmenes de pagos electrónicos hechos a través de sistemas transaccionales como transferencias entre cuentas del sistema financiero -49 millones diarios en la UE, 2014- y pagos con tarjetas -74 millones diarios en la UE, 2014- .
Sin embargo, la misma exposición señala los riesgos, como su alto costo operativo, la relativa demora en las transacciones y el hecho que se ha presentado desfalcos y actos fraudulentos en varios de las billeteras virtuales más grandes del mundo . “Las criptomonedas se prestan para que agentes oportunistas timen a los usuarios con negocios y servicios prometedores como esquemas de Ponzi y otros tipos de estafas”, ha dicho la autoridad económica en distintas oportunidades.
 
Recomendaciones
Si decide tomar riesgos, debe tener en cuenta algunas claves de seguridad para que su dinero no termine en manos de estafadores.
-Utilice plataformas reconocidas por expertos para abrir su billetera virtual y comenzar negociar.
-Lea mucho sobre el tema antes de arriesgar su dinero. No tema demorarse un poco más, y recuerde, que como todo negocio el riesgo de perderlo todo está presente.
-No entregue su dinero a terceros que le ofrecen ganarse el doble o triple en pocos días o semanas. Si va a operar hágalo por usted mismo.
-Si su perfil de inversión es conservador o moderado, entonces aléjese de estos productos. Hay opciones en el mercado financiero tradicional que lo ofrece mejores productos, según su tolerancia al riesgo.
 
Con información de Semana